Police

El coronavirus ha resultado en cambios para los oficiales del sherifato del Condado Santa Cruz.

En abril, cuando los residentes locales se atenían en respuesta a una orden estatal de quedarse en casa, el Departamento de Policía de Nogales (NPD por sus siglas en inglés) registró menos llamadas de servicio que en el pasado mes de abril, pero la Oficina del Sheriff del Condado Santa Cruz vio un aumento en la actividad.

NPD registró 2,572 llamadas de servicio durante el mes, por debajo de 3,294 llamadas que se registraron en abril del 2019, según la información proporcionada por el cabo Oscar Mesta.

El sherifato registró 1,880 incidentes, superando a los 1,303 de abril del 2019, según la información publicada en el sitio web del departamento y proporcionada por Javier De La Ossa, un portavoz de la oficina.

El teniente del NPD, Robert Thompson, dijo que no había notado un cambio importante en el tipo de incidentes a los que el departamento estaba respondiendo durante la pandemia de coronavirus, pero a los oficiales se les había aconsejado que ejercieran discreción en su respuesta a las violaciones de “bajo grado”.

“Estamos tratando de ser muy tolerantes con las personas, para no terminar con una cita en la corte y todo. Sin embargo, si hay una aplicación que debemos tomar, la tomaremos”, dijo.

“Pasamos de un entorno de aplicación de la ley a un tipo de alcance, para evitar que las personas tengan cargos, multas y otras cosas”, agregó Thompson.

La Oficina del Sheriff proporcionó un desglose de las llamadas específicas que recibió en abril, lo que mostró una notable disminución en el número de llamadas de tráfico. El número total de llamadas registradas en cinco categorías relacionadas con el tráfico pasó de 61 en abril del 2019 a 36 el mes pasado.

“Creo que en su mayor parte la gente estaba en casa... y como resultado de eso tuvimos menos tráfico en la carretera, menos accidentes y demás”, dijo el sargento Santiago Gonzales.

Las revisiones del bienestar de personas también aumentaron para la Oficina del Sheriff en abril del 2020 en comparación con el mismo mes del año pasado. El departamento ha registrado muchas más revisiones de bienestar (“welfare check” en inglés) en los últimos meses, incluyendo un aumento de cinco veces del 2018 al 2019, que Gonzales atribuyó a un cambio en el registro.

Pero dijo que las estadísticas de abril también podrían tener que ver con la orden de quedarse en casa.

“Si estás en casa, estás viendo más cosas en el vecindario. Ves a una persona sospechosa pasar por a tu casa y tal vez no la habrías visto el año pasado cuando estabas en el trabajo, pero creo que es una combinación de cosas”, dijo.

Las revisiones de bienestar pueden provenir de informes de personas o vehículos sospechosos, o de residentes que solicitan a los oficiales que controlen sus hogares mientras están fuera de la ciudad.

(Traducción por Celina Cienfuegos.)

Load comments