Como hijos nativos del Condado Santa Cruz que trabajamos en medicina y salud pública, venimos a hacerles un llamado como residentes de Nogales, Rio Rico, y Latinos, para que tomen más en serio esta pandemia de COVID-19.

Nosotros hemos estado al frente de esta pandemia y por eso nos sentimos obligados a comentar sobre el actual estado de la pandemia en nuestra comunidad. El número de casos, hospitalizaciones y muertes han subido dramáticamente en las últimas dos semanas, y el Condado Santa Cruz ahora es un centro de infección para COVID-19 en nuestra nación.

Estamos al frente de la pandemia en diferentes lugares del país mientras que nuestras raíces están sembradas en el Condado Santa Cruz.

Como epidemiólogo de enfermedades infecciosas y oficial de inteligencia epidémica en Chicago, estamos protegiendo la salud pública, respondiendo a brotes de enfermedades y ayudando a que la ciudad responda a casos nuevos de COVID-19 al mejorar los sistemas de vigilancia y los esfuerzos de localización de contactos.

Como médica de atención primaria en San Francisco, estamos trabajando en la clínica de detección de COVID-19, y observando cómo pacientes entre 30 y 70 años han requerido cuidado intensivo. Como obstetra y pediatra en San Francisco, hemos atendido a madres con COVID-19 y sus bebés nacidos prematuramente a causa de la enfermedad.

Como pediatra en Loma Linda, Calif., estamos cuidando a niños con bajas defensas immunológicas que están en riesgo de enfermarse gravemente a causa del COVID-19. Como médico en Tucson, hemos visto los casos que han llegado de Nogales, y el número de casos sigue aumentando cada día. Es por ésto que estamos preocupados y temerosos por la seguridad de nuestra comunidad si no se toman las medidas adicionales inmediatamente.

Mientras nuestro enfoque fue inicialmente proteger a nuestros ancianos, las estadísticas del Condado Santa Cruz y de Estados Unidos en general, muestran que todos estamos en riesgo. Lo que sabemos ahora es que COVID-19 también ataca y mata a personas jóvenes (lo hemos presenciado). Sabemos, también, que los Latinos en Estados Unidos se están infectando y hospitalizando (señal de enfermedad grave) a niveles más elevados comparado con otras razas y grupos étnicos.

Sabemos que el número de casos en el Condado Santa Cruz están subiendo. Un 25 por ciento de todas la pruebas realizadas de COVID- 19 en el Condado Santa Cruz han dado resultado positivo. Lo que sabemos acerca de esta enfermedad es que rápidamente puede ser seguida por hospitalización, enfermedad grave y en ocasiones muerte.

Les pedimos que se cuiden mutuamente como comunidad, tomar medidas tan sencillas como mantener nuestra distancia y lavarnos las manos lo más seguido posible. La mejor forma de prevenir esta enfermedad es evitar exponerse al virus.

Por favor, cuando salgan de sus casas, mantengan una distancia mínima de seis pies de las otras personas y lávense las manos constantemente. El virus puede propagarse por personas que no presentan síntomas de la enfermedad, por lo tanto es de suma importancia que utilicen tapabocas cuando salgan en público, especialmente en situaciones en cuales es difícil mantener la distancia de seis pies.

Usted puede tener minimo riesgo, pero como sabe si su vecino, su pariente o la persona enseguida de usted en el mercado es de mínimo riesgo también?

Por favor, pídale a sus familiares que usen tapabocas de tela para la cara cuando salgan afuera de sus casas o cuando estén frente a otra gente. Limite las reuniones familiares lo más posible. Mantenga su distancia, lave sus manos seguido y desinfecte las superficies de uso constante.

Pida a sus líderes que también los ayuden a cuidarse. Pida sugerencias basadas en los resultados de localización de contactos. Pida en su trabajo que lo protejan con un uso mandatorio de tapabocas, cambios en su espacio físico para mantener una sana distancia, e información que les ayude a comprender los riesgos. Apoye al llamado del alcalde para tomar ésto más en serio y, además, exijan a sus líderes en la ciudad, el condado, y al gobernador del estado que determinen que sea requisito usar tapaboca y que pongan indicaciones en inglés y español para mantener la distancia en tiendas y restaurantes.

Pida a los líderes de la ciudad y el condado que hagan más pública la información de cómo protegerse unos a otros contra el COVID-19, por medio de panfletos en inglés y español, distribuidos en casas y apartamentos, paradas de camión, correo, mercados y otros lugares públicos. Pida que les entreguen tapabocas. Pida que les recomienden a líderes de negocios que requieran tapabocas. Pida a Carondelet Holy Cross Hospital y Mariposa Community Health Center que compartan sus estadísticas de COVID-19 y, además, como centros de salud de la comunidad que también tomen responsabilidad en educar a la comunidad.

Lo que cada uno haga en los próximos días, semanas y meses es importante.

Contacte a los supervisores del Condado Santa Cruz, llamando al 520) 375-7812, o:

Contact a los líderes de la Ciudad de Nogales al (520) 287-6571, o:

Sabemos que, en el Condado Santa Cruz, la familia y la comunidad son importantes. No poder celebrar una graduación o convivir juntos el día de madres (y próximamente el día del padre) es una tremenda pérdida. Todos nos hemos visto forzados a hacer cosas que no estábamos acostumbrados a hacer, y aún más que no nos agradan hacer. Sin embargo, nos preguntamos, ¿qué es peor, perdernos una carne asada o perder a un ser querido?

Mia Williams, MD, MS

Diana Robles, MD

Greta Solinap Peng, MD

Richard Teran, PhD, MPH

Alfonso Robles, MD

Francisco J. Andrade, MD

Firmado conjuntamente en apoyo:

Juan Arturo Siordia, MD

Jimena Siordia, MD

Cristina Teran, BS

Karen Rico, MS, MD

Elise Muñoz, BS

Czarina Cooper, MPH

(Las declaraciones y las opiniones mencionadas no necesariamente representan esas de su institución.)

Load comments