Littering (spanish)

Docenas de botellas de agua y cerveza son tiradas al final de Sonata Court, una calle al oeste de Rio Rico que aún no ha sido desarrollada y que personas han estado usando como un basurero ilegal, así como punto de reunión para los adolescentes.

Los residentes del lado oeste de Río Rico dicen que una calle privada sin desarrollar conocida como Sonata Court se ha convertido cada vez más en una monstruosidad en su vecindario, ya que otros la usan como un basurero ilegal y un lugar para reuniones.

El pasado viernes por la mañana, el sitio cerca del final de la calle vacía estaba lleno de muebles rotos, un colchón roto, linternas, grandes pedazos de vidrios rotos, losas de madera y tejas, y una manta. También había docenas de botellas de agua y cerveza vacías esparcidas en el terreno nivelado circundante, lo que ofrece evidencia de las reuniones anteriores ahí.

Y aunque el lugar se ha vuelto particularmente molesto últimamente, los residentes dicen que Sonata Court es solo un ejemplo de un problema más grande que ha afectado a su comunidad durante la última década: el tirar basura en zonas no designadas.

“Puedes ver llantas por todas partes. En cualquier camino que conduces, encuentras basura”, dijo Jesús Castro, residente de Río Rico. “Es desagradable. Nadie va a querer mudarse a la comunidad cuando conduzcan por Río Rico y vean todas esas cosas”.

Castro y su vecino, Joseph Adriano, dijeron que sus casas tienen vista completa a la calle privada vacía en Sonata Court, que se ha convertido en un vertedero.

“Mi esposa y yo hemos visto a gente conducir hasta ahí, abrir sus baúles y tirar la basura”, dijo Adriano. “Lo veo de forma constante”.

Castro, quien construyó su casa en Río Rico en 1990, dijo que tirar basura ha sido un problema en su comunidad desde que ha vivido ahí, pero el problema se ha vuelto mucho más obvio a medida que la basura se ha acumulado a lo largo de los años.

El vecino, Christopher Ogburn, estuvo de acuerdo, señalando cosas que incluyen una piscina sobre el suelo y un revestimiento de piscina que se arrojaron a lo largo de Vía Margarita hace aproximadamente seis años y han estado ahí desde entonces.

“Salgo con mi recolector de basura y una bolsa de basura de vez en cuando y recolecto la basura cerca de mi casa”, dijo Ogburn. “Pero no tengo tiempo para caminar millas y millas en la carretera para recogerlo todo”.

‘Cambiar la cultura’

El Alguacil David Hathaway le dijo al Nogales International que alienta a los miembros de la comunidad a anotar tantos detalles como puedan sobre los vehículos que ven tirando basura, incluso sus matrículas.

“Si solo señalan un área al costado de la carretera que está desordenada, es posible que no podamos hacer mucho al respecto porque no tenemos mucho personal donde simplemente podamos asignar a alguien para que se siente ahí e intente encontrar a alguien tirando basura”, dijo Hathaway.

Gerardo Castillo, teniente del alguacil, agregó que si el departamento no puede hacer un seguimiento de las pistas sobre quién arrojó la basura, aún pueden notificar a los departamentos de Obras Públicas o Servicios de Salud del Condado para hacer un seguimiento con los equipos de limpieza.

Rudy Molera, el supervisor del condado cuyo distrito incluye el oeste de Río Rico, dijo que las autoridades del condado generalmente organizan equipos de limpieza para aquellas áreas que los residentes han señalado como problemas particulares y estarían investigando un esfuerzo específico para Sonata Court y las calles cercanas.

“Es realmente frustrante porque tenemos que cambiar la cultura. Si lo hacemos en un esfuerzo masivo, involucrar a las organizaciones sin fines de lucro y las escuelas, tal vez cambie esa cultura deficiente”, dijo Molera.

(Traducción por Celina Cienfuegos.)

Load comments